miércoles, 9 de noviembre de 2011

Crítica de 'El amor y otras cosas imposibles'


Sinopsis: Emilia, una licenciada en Derecho por la Universidad de Harvard que se acaba de casar con Jack, un importante abogado neoyorquino que era su jefe (y que estaba casado) cuando ella empezó a trabajar en su bufete. Desgraciadamente, la vida de Emilia da un vuelco inesperado cuando Jack y ella pierden a su hija recién nacida. Ella se esfuerza, a pesar de su duelo, por conectar con su nuevo hijastro William, pero le cuesta entenderse con el precoz niño. También está intentando superar un prolongado distanciamiento en la relación con su padre debido a la infidelidad de él. Pero probablemente lo más difícil para Emilia sea lidiar con las constantes intromisiones de la celosa y furiosa ex mujer de su marido. Sin embargo, su divertido y en ocasiones entrañable tira y afloja con William ayuda a Emilia a abrir su corazón.

Crítica: "El amor y otras cosas imposibles" es una película que ha pasado totalmente desapercibida, tanto en Estados Unidos como en el resto del mundo, siendo España el país donde ha conseguido la recaudación más alta.

El filme destile un aire amargo que impregna toda la película, y además su ritmo es especialmente lento en su principio, y además el no empatizar con su protagonista, cuyas acciones resultan imcomprensibles, hace que sea fácil abandonar su visionado. Pero una vez se supera el inicio, la película logra despegar y se desarrolla de manera natural, especialmente gracias a la interacción entre Portman y Tahan y a la empatía que por fin logramos con ella, y que no sienten el resto de personajes.

Pero si alguien sustenta el peso de este largometraje esa es sin duda alguna Natalie Portman, que logra transmitir emociones con una sencillez apabullante. Scott Cohen, Lisa Kudrow y el jovencísimo Charlie Tahan hacen lo que pueden, pero es muy difícil mantenerse a la altura de Portman. Quiero destacar que Kudrow está totalmente convincentemente alejada de su incónica Phoebe Buffay de "Friends".

En resumen, si te decides a verla, no la abandones a las primeras de cambio, porque todavía le queda tiempo para sorprenderte de manera positiva.

2 comentarios:

daniel dijo...

Pues sí que habia pasado desapercibida, tanto que ni me acordaba de este film, pero es bueno que lo reinvidiques si es necesario. Portman es una gran actriz y muy buena para la carga dramática.

Salludos.

Lalo Martín dijo...

daniel: Creo que sí es necesario reivindicar este tipo de cine pequeño, sencillo, pero muy recomendable. Y esta película aún tuvimos suerte de que fuera estrenada, no como otras también muy recomendables como "Blue valentine" o "Rabbit hole", cuyos protagonistas están sobresalientes.

Saludos!!!